Creadsa | Cada día, con las gentes que sueñan
841
single,single-post,postid-841,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,qode-title-hidden,qode_grid_1300,side_area_uncovered_from_content,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-9.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
navidad

Cada día, con las gentes que sueñan

La vida hay que verla a través de los pequeños gestos, gestos tan sencillos como estar al lado de ese amigo que te necesita, que precisa de una simple sonrisa en el momento adecuado o el gesto del que se apunta a pintar una habitación contigo, o el que tiene tiempo para tomarse un café, porque todo suma, y en definitiva todo cuenta. El hecho de escribir este artículo o cualquier otro puede hacer reflexionar sobre lo que digo, de la importancia de sentirse a gusto con lo que haces porque lo sencillo y cotidiano no sólo puede beneficiar a los demás, sino también a uno mismo.

Estas navidades he recibido diferentes regalos, pero hay uno especial, un tostón, regalo de Javier, ofrecido con el corazón, y especial también porque ha sido el motivo para que nos reunamos en Nochebuena nada menos que dieciséis personas. Con la excusa del tostón uno trajo el primer plato, otro la ensalada, otro la bebida, el postre, el brindis; el caso es que hemos pasado una noche diferente y especial. El regalo de Javier sirvió además para que tuviéramos que pensar en un amigo, esta vez invisible.

Un gesto como el de la generosidad de una madre, que sufre con su hijo, luchando en el hospital con una grave enfermedad y que aún tiene fuerzas y le sobra cariño para pensar en los otros, y como ella dice: “quiero luchar por todos nuestros niños”.

En estas fechas navideñas y de nuevo año, la gente está más optimista, cercana y más cariñosa y yo me pregunto ¿por qué no estar así todo el año? La vida es cuestión de actitud, de la buena, de compartir con los demás lo que tenemos y de recibir con cariño lo que con cariño se da. Tenemos que abrir los ojos, con más ganas cada día, porque cada día hay a nuestro alrededor personas que ríen, que nos necesitan, que nos quieren y que están a nuestro lado. Puede que estas personas estén lejos pero no por ello estén alejadas de nuestras vidas.

Tenemos por delante todo un año, con todos sus días y horas para construirlo, un año para luchar por nuestros sueños y para apoyar los éxitos de los que nos rodean, para compartir como Javier y como Esther, para alegrarnos de los triunfos de los que luchan a diario. Tenemos 365 días por delante para vivir y compartir.

Y este es el espíritu del titular del artículo, ‘Cada día, con las gentes que sueñan’, porque os invitamos desde SALAMANCArtv AL DÍA (digital) y SALAMANCA AL DÍA (periódico gratuito) a soñar. Nosotros estaremos siempre del lado de los que sueñan.

Feliz 2017!

salamancaaldia nº14

Sin comentarios

Deja un comentario